CulturaHistoriaLa columna del Director

La Hermandad del Señor de los Milagros Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad

 

El año 2016 la Hermandad del Señor de los Milagros cumplió 250 años. Aunque  es cierto que su actividad es muy anterior a esa fecha, se sabe que en 1766 por iniciativa del Virrey Amat se forman las primeras cuatro cuadrillas formales de cargadores del Patrón Jurado de Lima.

Pocos conocen que detrás de cada salida del Señor en el mes de octubre hay toda una gran logística y organización, la cual responde a una tradición invariable que se transmite de generación en generación y que es cumplida al pie de la letra por todos los involucrados.

Hay cuadrillas con responsabilidades específicas, que incluso hacen que sus integrantes sean especialistas en diversas ramas del saber. Los rituales y costumbres ancestrales se conservan y transmiten de esa forma.

Asistir hoy en día a la procesión del Señor de los Milagros es asistir a un ritual perfeccionado a lo largo de los siglos y que es el resultado de aportes humanos, saberes, creencias y ritos, los que lo convierten en un riquísimo patrimonio intangible de los peruanos.

La fe de los peruanos y la milimétrica organización de la hermandad han hecho posible que en la actualidad réplicas de la imagen del Señor salgan en procesión no sólo en diversas ciudades del Perú, sino también en el extranjero, como en Atlanta, Baltimore, Chicago, Filadelfia, New York, New Jersey, Pensilvania, Washington, Montreal, Toronto, México, Asunción, Bogotá, Buenos Aires, Quito, Santiago de Chile, Barcelona, Bucarest, Estocolmo, Friburgo, Genova, Ginebra, Madrid, Milano, Paris, Roma, Zurique, Cairo, Tokio y muchas otras.

Desde el año 2003 que entró en vigencia la Convención para la salvaguardia del patrimonio cultural inmaterial de la UNESCO, se define como patrimonio inmaterial “todo aquel patrimonio que debe salvaguardarse y consiste en el reconocimiento de los usos, representaciones, expresiones, conocimientos y técnicas transmitidos de generación en generación y que infunden a las comunidades y a los grupos un sentimiento de identidad y continuidad, contribuyendo así a promover el respeto a la diversidad cultural y la creatividad humana”.

No hay duda que la Hermandad del Señor de los Milagros está perfectamente definida en este concepto. Es oportuno entonces,  iniciar los trabajos que culminen con la elaboración del expediente que presentado ante la UNESCO permita que la Hermandad del Señor de los Milagros sea reconocida como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por el Comité correspondiente.

Dejar una respuesta