Vida y familia

JOSÉ ENRIQUE ESCARDÓ: UN ABUSADOR DE MUJERES

Informe de la Unidad de Investigación de La Abeja

El año 2013 la gota colmó el vaso de la paciencia de Johana Ortigas Villa. Luego de repetidos episodios de violencia, insultos, maltratos y amenazas, tuvo que recurrir a la Policía Nacional para presentar una denuncia en contra del padre de su menor hija. La relación hacía mucho que se había interrumpido, pero el denunciado no cesó en sus maltratos y amenazas al punto de que se hicieron extensivas a su nueva pareja. No sólo tuvo que superar los traumas propios de una ruptura, aguantar el comportamiento inestable y agresivo de su expareja, sino que además debía continuar soportado una enfermiza obsesión que le impedía vivir con tranquilidad.

En el parte policial de la denuncia, en efecto, se lee: “Siendo la hora y fecha anotada, se presentó la denunciante, manifestando haber sido víctima de daño psicológico por parte del padre de su hija. La misma que refiere que constantemente viene sufriendo maltrato psicológico, insultos, amenazas de quitarle a su menor hija. Asimismo indica que por correo se dirige despectivamente con su nuevo compromiso. Lo que denuncia ante la PNP para los fines del caso”. El caso fue tipificado bajo las leyes especiales / Ley de violencia contra la mujer y grupos vulnerables / Ley de protección frente a violencia familiar (Ley 26260 25/06/97) / Daño psicológico.

El denunciado de esta triste, y lamentablemente común historia de abuso y violencia contra la mujer, es nada menos que José Enrique Escardó Steck. Este personaje ha sido alabado en diversas ocasiones por haber sido de los primeros en denunciar públicamente los abusos en el Sodalicio de Vida Cristiana. Pedro Salinas, por ejemplo, lo considera un abanderado en ese sentido. Por otro lado, el congresista liberal y pro LGTBI Alberto de Belaunde, gran defensor de los derechos de las minorías y de víctimas de abusos, ha recogido ampliamente sus testimonios y denuncias en la comisión investigadora que presidió en relación con casos de abuso a menores. Escardó también alcanzó alguna fugaz notoriedad en las redes sociales por haber hecho un escándalo respecto de la contratación de un exmiembro del Sodalicio para ser director de un colegio en Lima. Su campaña recibió un inusitado apoyo mediático y, de paso, se cargo la fama y el futuro profesional de una persona que, en opinión de quienes la conocen, no merecía tal destino.

Ahora resulta que José Enrique Escardó es un abusador de mujeres. ¡Y nada menos que de la madre de su menor hija! Inmediatamente uno se pregunta: ¿Sabía Pedro Salinas de este lamentable hecho? ¿El congresista de Belaúnde va a tomar sin más los testimonios de una persona sobre la que también caen denuncias de abuso y maltrato psicológico? Este develamiento no invalida per se los testimonios que Escardó pueda haber dado contra sus abusadores en el Sodalicio. Pero sí deja dos cosas claras: primero, se deben tomar las cosas que dice como de quien vienen. Y segundo, se le debe investigar a él, y aplicarle el peso de la ley si corresponde. Esperamos que todos los abanderados de la lucha en contra de la violencia hacia la mujer sean consecuentes y tomen también la causa de Johana Ortigas. Asimismo, José Enrique Escardó debería ser investigado por esta denuncia —¿Y otras si las hay?— y se le debería brindar la ayuda necesaria para que no continúe maltratando a otras personas. Finalmente, se esperaría algún tipo de pronunciamiento de aquellos que han trabajado con Escardó —Pedro Salinas y el congresista de Belaunde especialmente— respecto de este lamentable hecho. Ojalá  no estemos frente a un caso más de doble rasero.

 

3 Comentarios

  1. POBRE. JOSE ENRIQUE., ESAS SON CONDUCTAS D ABUSADOS Y D FAMILIAS DISFUNCIONALES! SI NO ACEPTA Q NECESITA AYUDA PROFESIONAL SEGUIRA SIENDO UN ATORMENTADO Y ATORMENTANDO A LOS DEMAS!! El MISMO CASO D SALINAS!

  2. Una persona que has8do abusada, generalmente si no ha tenido tratamiento llega a ser un abusador. Es lo que ocurre en nuestra sociedad día a día. Triste pero cierto.

  3. me parece que debe recibir ayuda profesional pues el ser victima de abusos deja secuelas con las cuales vivirá toda su vida sera un infierno interno….controlando sus actitudes y reacciones ante determinas situaciónes y mas de indole emocional cuando siente que lo.atacan o le quitan y esta involucrado sus afectos sentiminentos

    .No atacar por atacar … hay que escuchar las dos versiónes…
    y por favor basta de usar informacion solo cuando se conviene para ciertos fines como.desacreditar las acusaciones A los ABUSADORES VIOLADORES MOUNSTROS DE NIÑOS …
    PIENSEN SI FUERA SU HIJO …COMO.SE SENTIRÁN…

Dejar una respuesta